Características de la Raza Maine Coon

A diferencia de la mayoría de las Razas reconocidas como “Puras”, el Maine Coon es una raza natural (no han sido cruzados con otras razas para obtener las características que los hacen únicos), nativa de los Estados Unidos de América (Estado de Maine) es una de las pocas razas de gatos que se han mantenido sin alteraciones a lo largo de su historia. Al mismo tiempo es la raza de gatos más antigua de toda américa septentrional.

Características Físicas

Al ser una raza natural, requieren de cuidados mínimos, son sanos y no tienen enfermedades genéticas atribuidas a la raza, están adaptados con pelaje de invierno y verano, lo cual los hace adaptarse al clima en el que están viviendo.

La mirada del Maine Coon te cautivará, los ojos del gato son grandes y muestran sus emociones, el color de ojos puede ser verde, cobre e incluso azul (Sólo en gatos blancos).

Como gatos rústicos, están equipados con un pelaje suficientemente abundante como para protegerlos de la intemperie, jugar tranquilamente bajo la lluvia e incluso en la nieve. Pese a que son de pelaje semilargo requieren muy poco mantenimiento, por lo que son ideales para dueños que no tienen tiempo para realizar cepillados diarios a su mascota. Pueden perfectamente vivir tanto en una parcela como en un departamento. Prefieren descansar y observar a sus dueños desde lugares altos y gustan de jugar a ras de piso, ya sea con pequeños objetos o la típica varita con plumas en uno de sus extremos.

estandar-fife-maine-coon
colores-disponibles-maine-coon
peso-altura-largo-maine-coon

Características Psicológicas

El carácter del Maine Coon es el de un gato apacible, tranquilo, con una excelente capacidad de adaptación. Aunque son muy cariñosos con toda la familia, suelen elegir a una persona por encima de los demás. Conviven perfectamente con niños y otros animales, gatos y perros. Tienen una gran capacidad de cazador debido a su origen rural y poseen una gran habilidad en sus patas, las cuales usan para comer, beber o jugar.